Saltar al contenido

Cómo evitar el mal olor del piso cuando trapeas

Seguro alguna vez has limpiado el piso de tu casa ya sea de la cocina, el baño, el living o el comedor con todo tu esfuerzo y productos de limpieza pero aún así luego de limpiar te ha quedado un olor desagradable en el piso. ¡Si quieres evitarlo para siempre sigue leyendo!

Existen muchos trucos para poder limpiar los pisos de tu hogar y que te queden impecables, relucientes, brillosos y sin olor a huevo podrido. En el artículo de hoy te contamos algunos de ellos para que pongas en práctica y dejes tu casa super acogedora y limpia.

1- Limpiar el trapo antes de usarlo

Si bien esto te sonará extraño, la realidad es que es lo primero que debemos hacer si queremos limpiar nuestros pisos. Los trapos suelen tomar mal olor, suelen quedar mojados o húmedos en baldes, palanganas o lugares donde no hay una buena ventilación.

Por ello es importante si quieres evitar el olor a huevo en tus pisos que limpies con agua y lavandina tu trapo antes de usarlo. Y luego deberás enjuagarlo bien con abundante agua para poder utilizarlo en cualquier superficie.

2- Dejar el trapo en remojo antes de usar

Y otro truco muy efectivo es que una vez limpio el trapo, lo dejes dentro de un balde, palangana o el recipiente que más cómodo te quede junto con los productos de limpieza que vayas a utilizar: sea lavandina, desodorante para piso, aromatizador, anti-grasa, entre otros.

Dejar en remojo el trapo que luego usarás para limpiar tu piso hará más profunda y eficiente la limpieza pues estos productos se impregnarán bien en el trapo y cuando lo saques tendrán una carga extra de producto dentro. Pruébalo, con tan solo dejarlo 5 minutos verás cuánto te ayuda a limpiar luego.

3- Usar productos adecuados

En el mercado existen todo tipo de productos industriales para utilizar en tu hogar pero si prefieres algo más natural, orgánico y ecológico también hay gran cantidad de opciones que puedes hacer para quitar el mal olor a tus pisos. Para un adecuado uso de productos deberás pensar primero en la necesidad que tienes.

Por ejemplo si lo que quieres limpiar es la cocina quizá te convenga un producto que se ocupe específicamente de quitar la grasa, en cambio si quieres un producto para el baño quizá te convenga uno que se destaque por su perfume y buen aroma. Por eso es conveniente primero pensar qué quiero limpiar y después elegir los ingredientes con qué hacerlo. Esto ayudará mucho a tus pisos.

4- Cambiar el agua donde remojas

Cuando limpiamos sobre todo a menudo por tal o cual razón tendemos a utilizar el mismo balde, trapo y palo secador pues es lo más práctico y sencillo. Y a veces debemos limpiar en el día varias veces y dejamos dentro del recipiente el mismo agua con producto allí.

Si bien esto es aconsejable y práctico, cuando el agua torne un color gris lo más aconsejable es que cambiemos el agua y volvamos a ponerle agua y productos pues sino estaremos limpiando con agua con productos de limpieza y agua sucia y esto definitivamente le dejará un mal olor a tus pisos que no quieres. 

5- Correcta ventilación

La ventilación es otra de las causantes de que nuestros pisos huelan geniales pues sin ella el buen aroma es imposible de conseguir. Al utilizar un trapo mojado, la humedad baña nuestros pisos y esto es super práctico para la limpieza pero no necesariamente para el aroma que puede dejar en el piso…

Si quieres evitar que tus pisos queden con olor a huevo o algún aroma desagradable, lo más conveniente es que luego de limpiarlos dejes ventilando el espacio. Puedes abrir las ventanas, encender los ventiladores o colocar algún tipo de ventilación para hacer más efectiva esta etapa y también más exitosa para el aroma y la limpieza del lugar.

6- Aroma extra

Si luego de limpiar te gustaría que el aroma fuera más intenso te recomendamos que coloques algunas gotas de aceite esencial sobre el piso (de cítricos suele ser lo más conveniente ya que neutralizan y aromatizan a la vez, sino de lavanda puede ser muy agradable también).

También si quieres que tu hogar se sienta acogedor puedes dejar bolsas aromáticas, velas o inciensos por las esquinas del lugar donde limpies para incrementar el rico aroma de tus pisos.