Saltar al contenido

4 trucos caseros para limpiar el baño sin hacer esfuerzo

Si hay un sitio que es complicado de limpiar en nuestra casa pues seguro que se trata del baño. Este es un foco importante a tener en cuenta a diario pues allí se acumulan gérmenes, bacterias y hongos que son necesarios de eliminar.

Y para todo este ambiente te traemos algunos trucos para que puedas limpiar rápido, fácil y muy efectivamente con total éxito con ingredientes que tienes al alcance de tu mano  sin comprar productos químicos ni costosos ¡Manos a la obra!

Los mejores trucos para limpiar tu baño

En el artículo de hoy te compartimos los mejores trucos de limpieza para el inodoro, los grifos, las paredes y las cortinas de tu baño que son los lugares más difíciles de limpiar pero que siguiendo estos pasos lo harás sin problemas.

1- Para el inodoro

¿Qué necesito?

  • 2 cucharadas de agua oxigenada
  • 1/2 taza de bicarbonato de sodio
  • el jugo de un limón
  • boul pequeño
  • cuchara
  • guantes (opcional)
  • esponja

Paso a paso:

  1. Lo primero que debes hacer para este genial truco de limpieza de inodoro es colocar dentro del boul pequeño el bicarbonato de sodio con el agua oxigenada y mezclar hasta obtener una pasta uniforme
  2. Cuando obtengas esta pasta deberás agregarle el jugo del limón (si crees necesario agregar más bicarbonato para que quede más pastoso puedes hacerlo)
  3. Cuando la mezcla esté hecha deberás colocar la pasta en los bordes del inodoro en la parte de adentro con la mano o con la cuchara
  4. Y con la esponja deberás frotar la pasta sobre la superficie del inodoro, los bordes, la tapa y más
  5. Luego de frotar un rato puedes dejar unos minutos que haga efecto la pasta (por lo menos 20 minutos)
  6. Cuando pase este tiempo deberás removerlo con la misma esponja y abundante agua para obtener un efecto blanqueador y desinfectante

2- Para los grifos

¿Qué necesito?

  • 2 cucharadas de vinagre
  • 1 cucharada de harina
  • boul pequeño
  • cepillo de cerdas suaves
  • cuchara
  • esponja

Paso a paso:

  1. Lo primero que deberás hacer si quieres poner en práctica este genial truco es colocar dentro del boul pequeño el harina y el vinagre y mezclarlos bien (si te queda pastoso puedes agregar más de uno o del otro)
  2. Luego deberás con la cuchara colocar en la junta de los grifos y el lavabo la pasta que tengas
  3. Deberás dejarla actuar por unos 5 minutos por lo menos
  4. Una vez que pase este tiempo deberás frotar con el cepillo para remover toda las suciedad que pueda haber acumulada allí
  5. Y finalmente enjuagar con abundante agua y la esponja
  6. Recuerda al terminar esto secar para evitar que queden marcas o se pegue polvo

3- Para las paredes de azulejos

¿Qué necesito?

  • 1/2 taza de vinagre
  • 1/2 taza de agua tibia
  • rociador o pulverizador
  • paño de microfibra para mojar
  • paño de microfibra seco
  • agua

Paso a paso:

  1. Lo primero que debes hacer es con el paño de microfibra seco pasar por la superficie de las paredes sobre los azulejos que quieras limpiar
  2. En paralelo deberás colocar las medidas de agua y de vinagre en el rociador o pulverizador
  3. Y una vez que esto esté listo deberás rociar las paredes con dicho líquido
  4. Al terminar de rociar las paredes deberás esperar unos 10 minutos para aprovechar bien sus efectos de limpieza y desinfección
  5. Y deberás con el paño para para mojar humedecerlo en agua y frotar las paredes con este para quitar los residuos de vinagre y agua de allí
  6. Y finalmente pasar el paño seco por encima para secar la superficie y evitar que se generen manchas de agua en los azulejos

4- Para las cortinas de plástico

¿Qué necesito?

  • 3 cucharadas de bicarbonato de sodio
  • agua tibia
  • palangana
  • cepillo de cerdas suaves

Paso a paso:

  1. Lo primero que necesitas es colocar tu cortina de baño dentro de una palangana o balde profundo para luego colocarle el bicarbonato de sodio y el agua tibia (hasta cubrir la cortina)
  2. Deberás dejar allí la mezcla y la cortina por unos 20 minutos
  3. Y al pasar estos 20 minutos deberás frotar con un cepillo la totalidad de la cortina (sobre todo la parte de abajo que es donde más se pueden acumular las bacterias, hongos y el sarro)
  4. Luego deberás enjuagar con abundante agua
  5. Y por último poner a secar al aire libre la cortina