Saltar al contenido

6 errores al cocinar pollo que todos cometen

El pollo es un tradicional plato culinario. No solo por su exquisita carne, sino también por su sabrosidad y lo sencillo que parece su cocción. Pero hay que tener presente que como todo alimento, el pollo a la hora de la cocción tiene sus secretos.

Usamos recetas que seguramente las hemos heredado de nuestras abuelas, pero para que estas ricas exquisiteces en la preparación y cocción salgan como corresponde, deberemos de conocer todos los errores que solemos cometer para el momento de cocinar nuestro pollo.

A continuación, te daremos los errores comunes que solemos cometer y como solucionarlos.

1 – Nunca descongeles fuera de la heladera

Muchas veces compramos nuestro pollo con suficiente anticipación, por lo tanto solemos colocarlo en el congelador para poder usarlo tiempo después. Para ello, también es común, que lo saquemos del frízer y lo dejemos afuera de la heladera a temperatura ambiente, sin saber que lamentablemente esto no es lo correcto.

Cuando saques tu pollo del congelador, tendrás que pasarlo la parte baja de la heladera, así lentamente se ira descongelando sin ponernos en riesgo. Otra forma mas rápida de descongelarlo es pasándolo por agua fría un buen tiempo y rápidamente se descongelara.

2 – No cocines un pollo recién sacado de la heladera

Si cocinamos el pollo ni bien lo sacamos de la heladera, el frio que este mantiene no es parejo. Por lo tanto si haces esto lo mas probable es que al cocinar, se cocine muy desparejamente. Este es un error que solemos cometer, pero conociendo este dato, de ahora en mas, con dejarlo fuera de la heladera por quince minutos, lograremos que quede parejo a temperatura ambiente.

3 – La sal, va al principio

Hay mucha gente que se ha acostumbrado a que al hacer el pollo no le ponga sal hasta que casi este terminando la cocción. Esto es otro error. La sal se tiene que fundir en el pollo mientras este se cocina, e incluso es mucho mas sabroso si también le colocamos sal levantándole la piel  y también salando el pollo por dentro.

4 – Todo amontonadito

Este es un error muy frecuente. Cuando hacemos el pollo en la cacerola, lo colocamos muy junto. Incluso hasta solemos usar una cacerola mas chica que la capacidad de todo el pollo, por lo que hacemos pequeñas torres con las presas así entran. Tienes siempre que abastecerte de una cacerola de gran tamaño, y ver que todas sus partes queden en contacto con la base. Si esto no ocurre, la cerne absorberá el vapor de la cocción y no deja que la piel se dore y quede crujiente.

5 – Lo damos vuela incorrectamente

Otro gran error que cometemos, es que cuando ponemos el pollo en el horno, al rato que comenzó la cocción, lo damos vuelta, y así lo volvemos a hacer una o dos veces mas. Este es un gran error, el pollo se lo coloca en la fuente y se lo deja cocinar, recién cuando le pasamos un cuchillo por debajo y el pollo se separa sin inconvenientes, es el momento en que deberemos darlo vuelta, y esto se hace una sola vez.

6 – Si lo cortamos rápidamente saldrá seco

Cuando ya tenemos cocinado nuestro pollo, ya sea que lo hagamos en la parrilla o en el horno, es muy común caer en el error de cortarlo de inmediato. Mientras el pollo mantiene gran calor retiene los jugos de la cocción, si lo cortamos de inmediato, estos jugos se liberaran automáticamente y el pollo quedara seco. Déjalo reposar de 5 a 10 minutos y luego procede a realizarle los cortes que quieras.